20
Sat, Apr

“El “pase sanitario” atropella todos los derechos civiles que tenemos como ciudadanos”

Carta de lectores
Tipografía

El vecino Juan Pablo Alvarez escribe ante esta nueva medida que implementó el gobierno nacional y que entrará en vigencia el 1º de enero. 

 

 

Sr. Director:

Con motivo de la implementación del “Pase Sanitario” Nacional es que me surgen algunas cuestiones.

Sinceramente me cuesta entender el para qué de esta medida, cuál es el beneficio y por sobre todo, para quién es el beneficio.

En una lectura muy superficial de la nota sería como una medida pública para garantizar a la población salud, cuidado y protección de nuevos virus mortales.

Pero la contradicción surge sobre las mismas palabras de la Ministra de Salud VIzzotti que asegura que no hay ninguna vacuna que elimine la circulación del virus (https://www.ambito.com/politica/carla-vizzotti/vizzotti-no-hay-ninguna-vacuna-que-elimine-la-circulacion-del-virus-n5226050).

Y acá me surgen dudas respecto de certezas que se dan por sentadas:

¿Tenemos la certeza de que al estar inoculados, podremos dejar de usar el barbijo? Hoy la respuesta es no.

¿Tenemos la certeza de si al estar inoculados, podremos evitar el distanciamiento social y finalmente volver a la vida que teníamos antes? Hoy la respuesta es no.

¿Tenemos la certeza de si, quienes toman la medida, pueden garantizar que con la inoculación tendremos la posibilidad de seguir con nuestras vidas normalmente a pesar de cualquier toque de queda o restricciones y confinamientos que puedan surgir? Hoy la respuesta es no.

¿Tenemos la certeza de que en el caso que tuviéramos todos el calendario completo de vacunación propuesta, podríamos ser todos resistente al Covid19 y sus muchas variantes? ¿Se evitarían hospitalizaciones e incluso la muerte por Covid19? ¿Se podrían evitar los contagios?

Hoy, con toda la información que se tiene, la respuesta es no.

¿Y sobre qué certezas entonces se asegura que el fomento a la vacunación por la implementación de este “pase” va a ser algo mejor, algo bueno, algo positivo para la población en general (vacunados y no vacunados)?.

¿Está garantizada la libertad y los derechos civiles de la publicación a través del pase sanitario o de la vacunación obligatoria? Hoy la respuesta es no.

Y un tema que surge, del que no se habla ni se publica información oficial, son los efectos adversos de las vacunas.

¿Hay alguien que se haga responsable de las consecuencias de la “vacunación” en etapa experimental? ¿Se informa a la población a ser inoculada acerca del consentimiento expreso que tiene que firmar el paciente a ser inoculado y los efectos adversos que pueden surgir? ¿Se hace el seguimiento en Villa La Angostura de un registro de efectos adversos donde los pacientes puedan plantear sus casos? https://www.argentina.gob.ar/noticias/los-participantes-de-ensayos-clinicos-de-vacunas-contra-covid-19-autorizadas-o-registradas.

Ante la falta de certezas, por lo menos me hace pensar mucho cuál es fin de este pase. ¿Para qué tanto control? ¿Quién se beneficia con este control? ¿Es en beneficio del pueblo? ¿o de los gobernantes?

Algo es seguro, la implementación de este “pase sanitario” atropella todos los derechos civiles que tenemos como ciudadanos, no hay certezas y no nos da (ni a vacunados ni a no vacunados) ninguna garantía de salud, prevención ni mucho menos, de libertad.

Ante la emergencia, la Constitución Argentina no pierde vigencia ni rigor, por tanto, ningún decreto ni ordenanza puede ir en contra de ella.

Por citar algunos atropellos

- Constitución Nacional en el art. 16°: principio de igualdad ante la ley: "La Nación Argentina no admite prerrogativas de sangre ni de nacimiento; no hay en ella fueros personales ni títulos de nobleza. Todos sus habitantes son iguales ante la ley, y admisibles en los empleos sin otra condición que la idoneidad”.

- Constitución Provincial en su artículo 55 dice “Los consumidores y usuarios de bienes y servicios tienen derecho, en la relación de consumo, a la protección de su salud, seguridad e intereses económicos; a una información adecuada, veraz, transparente y oportuna; a la libertad de elección y a condiciones de trato equitativo y digno.”

- Violación de la Ley 23.592 (de protección contra actos discriminatorios), deviniendo en una innecesaria, arbitraria y coercitiva diferenciación entre “iguales ante la Ley”.

- Art. 7° del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, dice: “Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes. En particular, nadie será sometido sin su libre consentimiento a experimentos médicos o científicos.”

- Art 3.2, 5 y 6 de la Declaración Universal sobre Bioética y Derechos Humanos, ambos de recepción Constitucional, y con carácter “Supra Constitucional”, y artículos 51 y 58 del CCCN, el optar por NO CONSENTIR someterse a un experimento, lo cual implica el ejercicio regular de un Derecho Humano y Constitucional, que nunca puede ser motivo de semejante discriminación.

Podría seguir enumerándolos pero ya alguien se tomó el trabajo de hacerlo muy de manera prolija y concisa: https://www.legitimaexencion.com/argentina/

El Pase Sanitario no garantiza más salud, más seguridad ni mucho menos una mejor libertad. No al pase sanitario.

 

Juan Pablo Álvarez

DNI 24.481.660

Villa la Angostura